Sep 132012
 

Miércoles 12 de septiembre

Hoy nos levantamos pronto y después de desayunar los niños se pusieron a trabajar. No sabíamos que iba a ser tan difícil concentrarse, había una distracción insuperable, la gata Blanca y sus dos crías. Mientras Carmen estudiaba en el patio vino la gata se le puso encima y ella no quiso ser descortés así que se olvidó de sus trabajos. Al rato ya estaba Yago y para terminar los tres estuvieron jugando con los gatos.

Antes de salir fuimos a la plaza de Ollantaytambo  a comer algo. Desde la terraza del café le hicimos un video al tío Pablo  para felicitarle por su cumpleaños y se lo mandamos. En el pueblo hay unos taxis que son motos con carrocería. José llevaba insistiendo para coger uno desde que llegamos así que al final se dieron una vuelta a la plaza por dos soles. En el hotel nos esperaba la “movilidad” para llevarnos a Cuzco pasando por un par de sitios. Al poco de salir de Ollantaytambo el conductor se paró al borde de la carretera delante de un puente que ponía “PUENTE PEATONAL”. Nos miramos un poco desconcertados y él nos dijo que quería llevarnos “por la cordillera, que es muy lindo, para que hagan fotos”. El “puente peatonal” estaba cerrado en el otro extremo del río, pero él se fue para allá a ver si podía abrirlo. Este era el puente y el que se ve al fondo, nuestro conductor. Al final no pudo abrir, pero nos propuso desandar unos pocos kilómetros para cruzar por otro puente (más sólido, por cierto). Y así hicimos. Era alguien de confianza del hotel, sino la verdad es que sería bastante inquietante, ya que nos metimos por unas pistas muy solitarias. El paisaje es maravilloso, ves los nevados, las plantaciones en altura, montañas, valles… espectacular.

Llegamos a Moray, un sitio arqueológico donde parece ser que los incas hacían pruebas de los cultivos en distintas alturas. Aprovechando la forma de anfiteatro de la montaña hicieron terrazas en círculos concéntricos hasta 150 m hacia abajo. La temperatura de las terrazas aumenta a medida que desciendes. Los niños y yo bajamos hasta el centro del sitio (Jorge decidió vernos desde arriba). Abajo del todo, en el centro del último círculo, había ofrendas. Según explicaron José y Yago (yo no bajé hasta allí), había de todo: dinero, cigarrillos, caramelos… José metió la mano en las ofrendas y un guardia le pegó un grito desde lo alto. Esto del rollo inca tiene un momento místico que ya comentaremos. La verdad es que el sitio es muy especial, y estando solos, aún más.

Cerca está el pueblo de Maras y en las afueras se encuentra la mina de sal que lleva en explotación desde la época de los incas. Hay un arroyo de agua salobre. La canalizan por la ladera de una montaña donde hay pozas en distintas terrazas donde dejan que se evapore el agua y obtienen la sal. La mina pertenece al pueblo y es la gente de allí quien la explota.

El paisaje es muy especial, el color rojizo de la tierra contrasta con el blanco de la sal. Cada poza tiene un tono distinto dependiendo de la cantidad de agua que tenga. El sitio es especial pero la manera de gestionarlo también. Todo lo lleva la gente del pueblo. Los que explotan la sal son en general familias, la que cobra por entrar es una señora que está allí con sus niños, los de los puestos de artesanía. Cuando estábamos marchandonos entramos a comprar artesanía en un puesto. Jorge que no es fan de las compras se quedó fuera y se puso a hablar con un niño y le invitó a una Fanta. Es un niño minero que me temo que no va mucho al cole y me temo también que no es el único que trabaja en esta mina. Carmen me preguntó que le pasaba a Miguel, y lo que creo que le pasa es que se quedó sin infancia igual que muchos niños en le mundo.

Llegamos hacia las 6 de la tarde a Cusco, anocheciendo. Jorge que es un crack buscando alojamientos ha encontrado un apartamento en una casa de una familia cusqueña. La casa tiene 300 años y es la típica casa colonial con un patio interior con fuente y en el piso superior las habitaciones dando a un balcón corredor. Nosotros estamos en la planta baja dando a un patio posterior de la casa. Tenemos un campito para nosotros.

 Por la noche fuimos a cenar a la plaza de Armas. Es preciosa, tendremos varios días para disfrutarla.

Mónica

 






  12 Responses to “Moray y Maras”

  1. Sigo con enorme curiosidad todo lo que estáis viendo. Una maravilla. Muy enjundioso el comentario. En la amazonia del ecuador hay varios obras de los salesianos y lo mismo en Perú. Qué sigáis gozando de tanta belleza. Un beso de,
    Cotono

  2. Hola a todos !!!!!!!!!!!!!!!!! No hace falta preguntar como estais pq se os ve superfelices !!!!!!!!!!!!!!
    Me algro muchisimo!
    Escribid un poquillo mas anda q me encanta leeros y veros tan bien
    Un beso muy muy fuerte Os quiero
    FIESTA FIESTA::……………….. GO GO GO GOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

  3. Jorginterrrrrrrr!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! No te veo muy integrado en la andalia polar eh!

  4. Me encanta la foto de los niños con Blanca y sus chiquillos
    millones de besossssssssssssssssssssss

  5. Q estais muy guapos todos!!!!!!!1

  6. Carmen : tu con Blanca y yo con Antonia ehh
    Un beso princesssss

  7. hola familia
    a mi no me da tiempo a leeros
    seguis dando una envidia enorme
    os echamos de menos
    un beso
    lara

  8. Fuera Machu Pichu, que solo lo habia visto tu tío, que recuerdos maravillosos al cer esas fotos….

  9. Hola a todos!!, os reencuentro ahora!, con todo lo que ya llevais recorrido. ESTOY ALUCINADA viendo las maravillas que estais viendo. He visto vuestra visita a Lima, què mayor esta Bea!, què impresionante es Perù…. A vosotros el viaje os està sentando de maravilla, se os ve en las caras, os veo guapìsimos!
    El blog es estupendo!, Mònica, estàs hecha una reportera N° 1, me encantan tus crònicas, son entretenidisimas.
    Bueno, familia trotamundos, MUCHO ÀNIMO! y hasta la pròxima visita! Muchisimos besos de parte de Luis, Jorge, Lucas, Teresa y Reyes ♡♡♡♡♡

  10. Gracias por las lecciones de cultura general que nos estáis dando. Estamos aprendiendo un montón de cosas interesantes y descubriendo sitios alucinantes. Carmen ya sabes que te echamos mucho de menos y te que remos un montón, pero por favor no nos estropees la camisa de cuadros azules que nos encantaaaaaaa. jajajaja. muchísimos besos

  11. CURIOSO EL LOGO DE LA CAMISETA DEL NIÑO TRABAJADOR EN LAS MINAS DE SAL JEJEJEJ
    LO UNICO QUE PUEDO DECIR ES QUE ENVIDIA

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)